París: Sola en la ciudad del amor

París: Sola en la ciudad de amor (por Michelle Randi)

Ninguna agencia de viajes sabrá venderte Paris sin que se les escape de los labios que es la ciudad más romántica del mundo. Hagan la prueba y van a ver cómo les quema la lengua hasta que te lo dicen. Y me gustaría decir que yo tenía razón cuando pensé que eran unos exagerados, pero no fue el caso. Era verdad.

Cuando escuché el francés en la azafata que anunciaba el aterrizaje, supe que era demasiado tarde, ya me había metido en la ciudad del amor sin alguien que me agarre la mano durante la turbulencia.

Busqué rápido mi valija y salí del aeropuerto, intentando ignorar el paisaje que parecía un filtro de Instagram de tonos rosados. Pedí un taxi hasta mi departamento, encontré las llaves donde me habían indicado que estarían y me acosté en una cama que, por una semana, sólo me acompañaría a mí.

Tal vez hubiese sido más fácil estando soltera. Teniendo una pareja a miles de kilómetros, Paris te burla en cada esquina. Te mira fijo a través de flores que nunca serán tuyas y se ríe con cada “café para uno” que podría ser para dos. La torre Eiffel pasó toda la tarde posando para ser admirada por enamorados compartiendo vinos en picnics cálidos. Cada tanto me espiaba confundida preguntándose con quien iba a compartir el mío.

Subí 402 escalones para ver el atardecer desde lo alto de Notre Dame, y en ese preciso instante mientras el cielo cambiaba de color sobre los edificios, no me sentí tan sola. A veces la ciudad se baña de empatía y sabe ser ese amante ausente, usando la música de un artista callejero que toca la guitarra debajo del Arco del Triunfo para decirte que te ama. Manifestándose en un pintor de Montmartre para destacar tus ojos con acuarelas. Te sumerge en la librería Shakespeare & Company para abrazarte con libros y poemas.

Empezaba a pensar que Paris se había apiadado de mí hasta que una noche me perdí. Todos dicen que es el lugar indicado para perderse, pero sola y extrañando, fue un viaje sin escalas hacia un mundo de fantasías. Me crucé con un restaurante muy elegante en Champs-Élysées donde me imaginé protagonizando una cena romántica con tacos y un vestido largo, para después caminar por entre varios grupos de jóvenes armándose picadas a los pies del Sena. Y ni siquiera voy a intentar describir las fantasías apasionantes que te disparan las luces del Moulin Rouge y un paseo por el distrito rojo de Pigalle.

Dos meses antes de viajar leí la frase “a París siempre se vuelve” y ahora sueño con que sea cierto. Sueño con volver acompañada para escribir mi propia historia de amor en el escenario perfecto para todo cuento. Pero hasta entonces, Paris tendrá que sobrevivir con un candadito menos.

Texto y foto: Michelle Randi.

Quiero viajar a Paris

Quiero viajar a Paris

Todo Europa es para mi un misterio todavía. Por esas cosas de la vida todavía no pude organizarme un viaje para allá (aunque prometo que no voy a tardar muchos años más). Pero por alguna razón (que espero que no sea el Síndrome de París, si eso significa que me voy a desilusionar en la llegada), París tiene un lugar especial guardado dentro de mis curiosidades.

Me intrigan sus calles, sus monumentos, sus edificios, sus restaurantes, el aire que se respira en la ciudad de por sí, y ni hablar de la Torre Eiffel, que es un ícono internacional.

Pero mientras entre todos juntamos la plata, la gente, o lo que sea que necesario y que nos ande faltando para viajar a París “físicamente”, acá hay dos nuevos videos en timelapse de París para viajar aunque sea “mentalmente”. 🙂

Paris in Motion (Part II)

Este video se llama “Paris in Motion (Part II)“, y es la segunda parte, o el segundo video que lanzó con la misma idea (un timelapse de París) el fotógrafo y filmmaker Mayeul Akpovi.

En éste caso son 3500 fotos de Paris en timelapse con la música de Massive Attack sonando de fondo. Se creó con una Canon 5D Mark II (esa gran cámara con la que se tomaron varios videos de los que vemos por acá) y en la página misma del video se pueden ver varios datos técnicos.

Paris in Motion (Part I)

La primera parte (ni más ni menos que 3000 fotos en 5 días con una Canon 5D Mark III y una 5D Mark II, resumidas en poco más de 2 minutos) es la siguiente:

Y por si te quedaste con ganas de más, habíamos visto además otros videos por el estilo:

Para aprender un idioma, vive el idioma

Aprender idiomas

Para quienes luchamos con aprender algún idioma la recomendación casi por decreto después de haber probado todos los “métodos convencionales” es directamente viajar al destino que uno quiere y vivir ahí un tiempo. Porque, ya lo vimos, viajar es aprender también. 🙂

Los más extremistas proponen tirarse a lo bestia a aprender como sea, y los más planificadores proponen uno de esos cursos full-time que incluyen 6 horas de cursada por día, o algún trabajo en el lugar, o algún plan por el estilo.

De esos planes se encarga por ejemplo la empresa EF (Education First) y para promocionar esos viajes para aprender idiomas hizo éstos cortos en Barcelona, París, Londres, Los Angeles, Sydney, Vancouver (algunos mis destinos ideales), Beijing, y algunas ciudades más.

Son cortos de 2 minutos y medio que más que ganas de aprender inglés, español, chino, frances, o lo que sea… dan ganas de largar todo y salir corriendo a vivir la vida viajera. Hubo primero una tanda con Barcelona, París, y Londres, y por el éxito que tuvieron dando vueltas por internet (entre 100.000 y 300.000 visitas cada uno), se agregaron los demás. Y acá van:

El director en todos los casos es Gustav Johansson, y la web con más información es EF International Language Centers. También hay un grupo en vimeo con los videos, y alguna gente en YouTube que se lanzó a crear los videos propios…

Tilt-Shift de Disneyland París

A magic day at Disneyland Paris” se llama el video en Tilt-Shift (el efecto ese que hace parece que todos son hormiguitas o personitas de juguete) que se puede ver arriba. Está hecho por los mismos parques de Disney, como el que vimos de Magic Kingdom.

Da la casualidad (imagino que es casualidad, porque no se nombra ni en el video ni en el blog de Disney) que sale a la luz justo al cumplirse 19 años de la apertura de Disneyland Paris (12 de Abril de 1992), que es el segundo Resort de Disney abierto afuera de EEUU (el primero fue Tokyo) y es uno de los principales destinos turísticos de toda Europa.

Le Flâneur: Time-Lapse de París en 2000 imágenes

Compuesto íntegramente por más de 2000 fotos sacadas en París, el pequeño time-lapse de arriba, llamado “Le Flâneur“, muestra una nueva imagen de la capital francesa que nos viene entreteniendo y haciendo desear hace ya un tiempito en éste blog (entre time-lapses y síndromes extraños).

El video es un proyecto de estudios de Luke Shepard, un estudiante de la “The American University of Paris”. Lo armó sacando fotos con una cámara Nikon D90 de la noche en París. Sacó fotos de Marzo a Mayo de 2010, y para Junio terminó la post-producción.

Quizás lo más interesante del video para quienes no conocemos París es que, al menos a mi, me dio la sensación de estar caminando en la noche por entre los diferentes puntos famosos y turísticos. Logra en 2 minutos y con algunas imágenes de mucha calidad, darme la sensación de que estoy ahí…

En el blog Intelligent Travel, de la National Geographic hay una entrevista (en inglés) al autor, que tira algunos detalles del video, tanto técnicos como conceptuales. Es interesante de leer también.

Video time-lapse de Paris en 2000 imagenes

El síndrome de París

Sindrome de Paris

Hace unos meses leí del curioso “Síndrome de París” en alguna lejana web de no muy buen aspecto (de esos que no reflejan mucha confianza). Y como andaba a las apuradas, ni siquiera le di mucha importancia (ni credibilidad) a lo que estaba leyendo.

Pero resulta que hace unos días investigando un poco más (a partir de las ganas de viajar que me despertaron los 5 timelapses de París, todo sea dicho), leo que el Síndrome de París existe, y que se trata de un trastorno psicológico transitorio encontrado en unas 20 personas por año, y que afecta especialmente a los turistas japoneses, y a las treintañeras de dicha nacionalidad.

Se da como resultado de un shock cultural por un lado, y un choque con la realidad por el otro. Como un fuerte contraste entre la idealización de París en la mente del turista y lo que éste encuentra en la capital francesa.  Y se cree que tiene un mayor impacto en los japoneses por la popularidad de París en la cultura nipona, que la ve idealizada sobre todo en las publicidades.

Turistas Japoneses

Mucho afectarían también las diferencias culturales entre un lugar y otro: el idioma (y la poca paciencia sobre todo de taxistas y mozos parisinos con quienes no manejen la lengua con fluidez), el carácter y el trato a las personas (uno es cortés y silencioso, el otro casi que vive a los gritos), el lenguaje verbal (algo así como el “lunfardo”, que muchas veces ni traduciendo tiene sentido en japonés) y el lenguaje corporal de unos y otros.

Todo eso rompe con el panorama romántico e ideal que los japoneses traen consigo en su viaje a París cargado de ilusiones, y puede llegar a producirles algo cercano a una crisis nerviosa o un ataque de pánico. Al nivel de que se relata de alguno que llegó a escuchar “la voz de la Virgen María diciéndole que saliera cuanto antes de Notre-Damme y volviera a Japón“.

Entre los síntomas psiquiátricos que produce, están los estados delirantes agudos, las alucinaciones, los sentimientos de persecución (creyendose que uno está siendo victima de los prejuicios, agresiones, o la hostilidad de los demás), ansiedad, desrealización, y despersonalización. Y entre los síntomas físicos, hay mareos, taquicardia, falta de aliento, sudoración excesiva, y posibles desmayos.

¿La cura del Síndrome de París?Regresar a Japón y no volver a pisar París” (bastante casera, bastante “atada con alambre”, como decimos los argentinos).

Más información del Síndrome de París

La imagen del post es del usuario Hans905, de Flickr.

5 espectaculares videos de París en Timelapse

Paris

Según dicen los que saben (y los que tienen las estadísticas de migraciones), París es el destino turístico más popular del mundo. Es uno de esos destinos históricos que tanto por lo cultural, lo pintoresco, y hasta por la insistencia de tantas películas o series de televisión que muestran sus mejores facetas, sueño con visitar algún día (no muy lejano).

Recibe unos 28 millones de visitantes por año y tiene varios de los edificios y monumentos más deseados por los turistas internacionales: el Museo del Louvre, la Torre Eiffel, la Catedral de Notre Dame, el Arco del Triunfo, y demás.

La Torre Eiffel es, de hecho, a pesar de recibir todos los flashes (entendible y merecidamente, claro) es solo uno de los puntos mágicos para apreciar de la ciudad francesa. Y para apreciar aunque sea un poquito al resto, van a servir éstos 5 videos en time-lapse de Paris que me encontré dando vueltas por internet (y que aprovecho para recapitular en un solo post).

Es una seguidilla de 5 videos creados por la gente de “The Seventh Movement” (Thomas Sidney McCallum y Vincent Guglielmina), con el efecto del time-lapse (que, resumiendo, es ese efecto de video acelerado), recorriendo los principales puntos de la capital francesa. Están grabados con dos cámaras: Una Canon 5D Mark II (que es nuestra debilidad) y una Nikon D3.

Acá están, en orden, los 5 videos para deleitar el paladar viajero y pensar en gastar todos los ahorros en un viaje relámpago en el primer tiempito libre que tengamos 😛 :

Y uno un poco más largo que los reúne a todos y agrega algunas cositas:

La foto del post es de Moyan Brenn y yo la vi en Flickr.

Louis Vuitton City Guides 2011: NYC, Paris y Berlin

Louis Vuitton City Guides 2011

Como cada año desde 2008, salieron a la venta el 15 de Octubre pasado las nuevas guías de ciudades Louis Vuitton City Guides 2011. Son guías que tienen la impronta de diseño de Louis Vuitton y, lógicamente, un enfoque glamoroso en el estilo de la marca y sus clientes.

Cuestan unos 25 euros cada una y comprenden 30 ciudades europeas en un tomo, y Nueva York, Los Angeles, Miami, Tokio, Paris, y Berlín en tomos separados. Están ilustradas por el artista Rubén Toledo, escritas por más de 25 periodistas de turismo de renombre internacional.

Además, para presentar las nuevas guías de 2011, se hicieron los espectaculares videos de Nueva York, París y Berlín que ilustran el post. Están en inglés y francés (al igual que las guías), y fueron realizados por Romain Chassaing y Julien Meurice. Mezclan algo de manualidad, con imágenes reales, y la técnica del stop-motion, que tanto hemos sabido disfrutar en éste blog.

Nueva York

El video de Nueva York explica algunas referencias a “La Gran Manzana“, contando algunos lugares o motivos de donde puede haber salido el apodo, cita algunos puntos claves del turismo en Nueva York, y tiene algunas referencias a Steve Jobs, Apple, y su famosísimo local en la 5ta Avenida.

París

Con centro en las comidas, las tortas y los pasteles (¡y qué pasteles!), todo deja claro que el enfoque en París es sobre todo gastronómico. El video muestra (con muy buena fotografía y efectos) algunos platos especiales, y hasta algunos lugares en donde se preparan y sirven.

Berlín

El foco en Berlín, como no podía ser de otra manera, está en su arquitectura. Sus estilos, divisiones, su historia pre y post-muro de Berlín, imágenes, nombres de arquitectos, libros sobre el tema, librerías de la ciudad alemana, y demás.

Unos muy buenos videos para promocionar lo que, según dicen, son unas muy buenas guías también (seguramente no sean estilo mochilero, pero servirán a cierto público).

Europa: Moverse en la Ciudad

Europa: Moverse en la ciudad

Siguiendo con nuestra categoría especial de Viajes baratos (que nos da consejos, experiencias, tips, o datos para viajar por poca plata), Tonga me mandó ya hace un tiempo la continuación de su post Viajar barato por Europa (de ciudad en ciudad).

Como prometió aquella vez, ésta entrega nos cuenta cómo moverse por las ciudades en Europa. Tips de transporte público, cuáles convienen y cuáles no, con qué promociones podemos viajar más barato, cuándo conviene caminar, y demás.

Es realmente recomendable si estás pensando en viajar. Y además tiene una entretenida manera de escribir. De hecho, si querés podés seguir leyendo sobre sus viajes en su blog. El es Gastón Maine, su blog es Baideguei, y ésta es su cuenta de Flickr (con muy buenas fotos).

Transcribo su post tal cual me lo pasó:

Europa: Moverse en la Ciudad

Moverse en transporte público no solo es la mejor opción en cuanto a costos, sino que además, vas a “descubrir” en vez de “conocer”. En todas las grandes ciudades de Europa vas a encontrar descuentos por cantidad de pasajes, o tarjetas prepagas con las cuales ahorrarte unos cuantos euros, y en otros, como Roma, veras que muy poca gente paga para subirse…. de todas formas, lo mejor siempre es caminar, caminar y caminar.

En París, te van a ofrecer la tarjeta París Visite, que para mí, no vale la pena. Compra boletos de Metro de a 10 y te hacen un descuento (creo que del 25%). Ojo, si vas a contar los boletos justos, tené en cuenta que los boletos normales de subte, no sirven para, por ejemplo, ir a Versailles. Chequea en el plano del RATP en la web cuales son las zonas, y como varias los precios de acuerdo a donde vayas.

En Londres, saca la Oyster Card. Es totalmente reembolsable, tanto el valor de la tarjeta, como la plata que no llegues a usar, y es importantísimo tenerla ya que te vas a ahorrar hasta un 50% de lo que pagarías comprando single tickets. Por otra parte, en Londres no existe una tarifa única de subte, o Tube, como le dicen, sino que hay tarifas según el viaje. Con la Oyster Card te evitas tener que explicarle al de la ventanilla hasta donde vas, y la tarjeta te descuenta el importe exacto de tu viaje.

En Roma… camina, es una ciudad chiquita y lo mejor que tiene son sus callecitas adoquinadas. Solo vas a necesitar el subte para ir al Vaticano, y hay que llegar con la conciencia limpia, así que no da para colarte.

En Barcelona también vas a caminar mucho, porque es alucinante, pero cuando tengas que ir a lugares mas alejados, es bueno saber que los pasajes sirven durante 90 minutos, así que podes subirte a un bus, sacar boleto, y con el mismo boleto entrar después al metro. Yo lo hice por ejemplo para llegar del Parc Guell a la Sagrada Familia, pero hay mil combinaciones posibles.

En Madrid, como en Roma, yo te diría que camines mucho, tanto como puedas. Tiene una arquitectura hermosa que vale la pena recorrer mirando para todos lados.

NUNCA tires el ticket hasta finalizar el recorrido (esto es para cualquier ciudad) ya que en muchos casos te lo piden, y en otros hay que pasarlo por el lector al entrar y al salir. Y además, porque esta bueno quedarse alguno de recuerdo…

Mas allá de estos poquitos tips de arriba, lo mejor es dedicar un tiempo, previo al viaje, a pasear por google maps, y “familiarizarte” con las ciudades, ver las combinaciones y los subtes que pasan cerca del lugar donde te vayas a hospedar, a cuantas cuadras estas de tal lugar, y demás cuestiones.

Yo uso mucho la función STREETVIEW (el hombrecito naranja que camina por las calles, y que ahora esta disponible en 3D en varios sitios) para chequear los alrededores antes de contratar hospedaje, pero eso, lo dejo para el proximo post.